CIUDAD VICTORIA MANTE MATAMOROS VALLE DE TEXAS TAMPICO ALTAMIRA MADERO VERACRUZ
MÉXICO MUNDO OPINIÓN DEPORTES SEGURIDAD ESPECTÁCULOS TECNOLOGÍA IMPRESOS ¡NO TE LO PIERDAS!



Un día en la vida del PRI

Publicado el 19 de agosto, 2012 a las 9:42 horas.    Escrito por Max Ávila

PRIMER ACTO.- Doce horas. Iniciamos. El PRI en Tamaulipas aún convalece. Digamos que salió de terapia intensiva con visibles huellas de la tragedia que lo postró el primero de julio. Este sábado a partir de las doce horas, consejeros y algunos cientos de militantes reuniéronse en un acto protocolario en el objetivo de ungir a Ramiro Ramos Salinas y Amelia Vitales Rodríguez como sustitutos de Lucino Cervantes Durán y Martha Guevara de la Rosa en la presidencia y secretaría general del CDE, respectivamente.
Fue el formalismo del cambio anunciado, necesario, obligado. Un evento que no fue como otros. Faltó la alegría, ese plus que caracteriza a la militancia y que muestra de diversas formas. Ahora no hubo eso, tal vez “el Cuerudo” y una marcha entonados por la banda de música estatal sólo sirvieron para recordar que todavía hay luto.
En el polyforum una masa silenciosa y lejana que apenas “se prendió” en tres o cuatro ocasiones, sobre todo cuando Blanca Anzaldúa resaltó el agradecimiento hacia Lucino Cervantes por los tantos años dedicados al PRI, y los aplausos de pie que el modesto ex dirigente agradeció a su manera, sin mostrar la más leve emoción.
Después, durante el apoyo de los sectores, cuando Heriberto Ruiz Tijerina lanzó una autocrítica que llenó el espacio de “porras” de aceptación. El pésimo sonido ahogó dichos reclamos, pero se percibió la inconformidad por los últimos resultados electorales. Entonces Heriberto exigió regresar con la gente, estar con ella y rescatar los orígenes del partido, así se entendió por la gesticulación que acompañaba a sus palabras. El hombre se notaba indignado, casi furioso pero satisfecho de haber dicho lo que dijo, o de que se lo hubieran permitido decir.
Y en el inter los discursos somnolientos de Juan Báez Rodríguez de la CNC y Edmundo García Román de la CTM que dijeron lo mismo con palabras diferentes. A lo mejor Juan abusó un poquito cuando pidió analizar, “lo que hicimos mal, lo que no hicimos, o lo que dejamos de hacer”. No se le podría recriminar, ni siquiera cuando olvidó el nombre de la nueva secretaria general, aunque en descargo de su error aseguró conocer su trayectoria desde años atrás.
No faltó “el palomazo” del joven dirigente local José Ángel Cárdenas Castillejos quien aprovechando la tribuna libre se dejó caer con atropellado verbo de apoyo a la nueva dirigencia, apoyo innecesario y fuera de programa.
Enseguida la votación de 411 consejeros que fue calificada de “unánime”, con la ausencia de 189 que quien sabe por dónde se quedaron… y todos respiraron con tranquilidad y enseguida el receso para recibir al nuevo dirigente y al gobernador Egidio Torre Cantú.
SEGUNDO ACTO.- 12.45 horas, todo está consumado. Hubo ausencias de notables consejeros, de esos que a su arribo armaban tumultos de fans y reporteros. Ahora sólo Manuel Cavazos Lerma quien despacio y la mano extendida se mueve despacio entre la prensa. No tiene prisa, ya está adentro y pronto será inquilino del Senado de la República. En esta ocasión los compañeros del arma batallaron para encontrar notas. Y es que en el Polyforum hubo mucho “ganado flaco”, tanto que ni siquiera se dieron los tradicionales pleitos con “guaruras” y con “orejas” disfrazados con cachuchas del tricolor. Se puede uno mover con tranquilidad, en libertad, diría, porque el inmueble observa enormes espacios vacíos a pesar de las mujeres y hombres fácilmente identificables que checan asistencia de sus compañeros listas en mano. “Estas cosas ya no son como antes, esto parece un velorio”, dice un compañero periodista al tiempo que recuerda las monumentales “porras” de petroleros, maestros, colonos, obreros, mujeres y jóvenes.
Allá, en la mesa principal de los consejeros Eliseo Castillo y Homar Zamorano comparten vecindad con su ex jefe, aquel que les dio la oportunidad de salir del anonimato y parecen felices. Al igual que Felipe Garza Narváez, quien maduro y sobreviviente de incontables batallas saluda y abraza con la pulcritud de siempre. “Ni modo, nos ganaron”, alguien le dice, y él sonríe, nomás sonríe.
Mientras tanto y sin hacer caso del evento, algunos personajes arman su propia fiesta en los rincones menos visibles del inmueble. Entre ellos Humberto Filizola y Juan Salinas. El ex rector que en el primer y único receso abandonó el Polyforum sin que nadie lamentara su retiro, acompañado como siempre de su fiel chofer que también la hace de secretario y asistente personal y creo que hasta de consejero.
Se extrañan eso sí, los grupitos de “niños bien” y chicas “nice” que en anteriores eventos del tricolor destacaban por su “encanto” que les hacía diferentes al resto de la militancia sudorosa, maltratada por la vida y en no pocas ocasiones hambrienta esperando su torta y su refresco.
TERCER ACTO.- 13 horas. Se anuncia el arribo del gobernador Torre Cantú, con él viene Ramiro Ramos Salinas de oficio contador público y auditor por la UAT, surgido de la cantera de líderes históricos de la máxima casa de estudios. Aseguran que él enorgullece a una generación. También los acompaña Amelia Alejandrina Vitales Rodríguez, cuya primera tarea, dicen, será que la militancia la conozca. Son recibidos con respeto y aplausos que sacuden la nostalgia.
Luego el discurso de Ramiro con referencias comunes que dicen mucho y en veces poco. Es su primer encuentro con la militancia estatal que lo escucha con atención, como otorgándole el privilegio de la confianza porque al fin y al cabo ha sido electo por los consejeros, que en el buen decir significa el órgano supremo del partido.
Es un discurso formal, bien elaborado que en unos diez minutos encuadra los afanes de unidad, acuerdos con los sectores y ansias de triunfo. Está en el camino correcto porque lo único permisible para el PRI es el triunfo.
Y finalmente el mensaje del gobernador Torre Cantú, con la carga emotiva del más importante de los priistas de Tamaulipas. “Tenemos la mejor organización política que ha tenido México en toda su historia, señala y agrega, tenemos un partido cerca de la gente con una militancia altamente activa y con un claro compromiso social… ya iniciamos el camino hacia la victoria y nadie nos va a detener…¡Qué se escuche bien!, ¡Vamos a ganar en el 2013!”. Y la gente aplaude con esa generosidad con la que siempre apuesta a su destino.

Comparte:


ana-braga
Ana Braga presume cuerpazo en diminuto bikini (Fotos)
obesidad-glucosa
La falta de glucosa puede destruir el matrimonio
bebe-8-manos
Salvan en China a un bebé con ocho extremidades
nahual-veracruz
Encuentran muerto un ‘nagual’ en Veracruz
infidelidad
Mexicanos son más infieles en vacaciones
intimacy-2.0
Crean vestido que se hace transparente con la excitación sexual (Video)